Sociedad Secreta?

Si hubo uno época en la cual la Masonería debía ser una sociedad secreta. ¿Por qué lo sigue siendo en estos tiempos, cuando no se le persigue?
Es cierto que la Masonería tiene sus secretos; pero NO es una sociedad secreta.

No es la única asociación humana con secretos.Todos los Estados los tienen, y los ejércitos también. Secretos tienen muchas familias, y los tienen la Iglesia, los Bancos, los partidos políticos.
No puede ser secreta una asociación cuyos dirigentes son conocidos; que publica revistas, convocatorias y avisos, que envía correspondencia firmada; que tiene sus locales en las ciudades, con grandes rótulos y emblemas para la vía pública.
Lo que es secreto en la Francmasonería son los Signos y Emblemas, que no pueden ser revelados sino por la Iniciación. ¿La razón? Porque nos sirven para entendernos y reconocernos universalmente. Los asuntos que tratamos en nuestra reuniones sólo pueden ser conocidos por los Masones. Otro tanto hacen los Estados Mayores, en el Pentágono, en el Cónclave Vaticano, en una empresa y  en la intimidad de un matrimonio. 
La Masonería NO tiene secretos de conspiraciones; porque jamas recurre a la violencia.
No es fácil que un masón divulgue lo que no debe divulgar. Lo hace así porque ha sido educado en el silencio e instruido para eso. No es que le amenacen de muerte. Aquellos que algo divulgaron, por gusto o por debilidad, siguieron viviendo y nunca les ha ocurrido nada malo.
Piensan algunos que la Francmasonería es una sociedad integrada por capitalistas y burgueses, enemigos de la clase trabajadora. Nada más falso. En nuestra Orden hay muchos trabajadores.
Para ingresar a la Masonería sólo se exige que el candidato tenga Libertad de Conciencia y sea capaz de practicar la Tolerancia recíproca. No hacemos distinciones de conceptos filosóficos o creencias religiosas, ideario político ni rango social.
Es preciso estar en pleno goce de los derechos civiles, admitir la existencia de un Ser Supremo, tenes reputación y costumbres irreprochables, poseer medios de subsistencia honorables y suficientes; saber leer y escribir y tener instrucción para poder comprender los principios y las leyes de la institución. Eso es todo.
El analfabeto no es admitido, sencillamente porque en la Masonería es necesario estudiar, y como estos estudios son de filosofía moral, el candidato debe tener cultura general, sin lo cual no podría asimilar algunos temas.

Articulo tomado de www.masoneriazuliana.org.ve

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Los primeros pasos para ingresar a la Masoneria

“Los hermanos” de Bolívar

La Religion para el Mason